18/7/09

Se esta celebrando el Aritzatxu Rock en Bermeo

Una década llevan los organizadores de Aritzatxu Rock Free tramando uno de los festivales más peculiares de Euskal Herria. Partiendo del rock, nunca han buscado el perfil más popular de la música, sino su lado personal e intrincado. Con esa filosofía de rockeros por el arte y la calle, regresan a la acción este sábado con un ocurrente encuentro de rock local, internacional y estatal. De un lado el mar, de otro Bermeo y, en el medio, ocho bandas altamente motorizadas.

Pablo CABEZA, BILBO (GARA)


La idea del Aritzatxu Rock Free surge en 1998 cuando a Ane Ortube, monitora del gazteleku, en una de las reuniones de seguimiento de Gazteria, se le ocurre plantear al Ayuntamiento un concierto gratis en la zona de La Pérgola con todos los grupos de rock del pueblo más otros grupos foráneos para ampliar horizontes. Ane recuerda que, el fin de semana anterior a esa reunión, había tocado en la famosa Kapilla de Bermeo un grupo del Estado francés y que los chavales que venían con ellos les comentaron que ellos organizaban un festival para que los aficionados a la música del pueblo pudieran ver a otros grupos. Esa idea prende en Ane y es el proyecto que presenta al Ayuntamiento y que aún perdura, aunque no sin haber atravesado múltiples dificultades.


Ane se implica (es una mujer dinámica, también responsable de la edición de dos singles de vinilo de Lobo Eléctrico) a fondo. No obstante, los Aritzatxu Rock de 1998 y 1999 fueron complicados: «No tenía mucha experiencia, el ayunta tampoco y los chavales de los grupos de rock me veían como a una marciana», precisa.


Para los años siguientes cuenta ya con la ayuda de Aritz LLantada y otros jóvenes, pero el de 2000 se tiene que suspender por el mal tiempo. El desánimo cunde, la zozobra toma el timón y el barco parece que va contra las rocas de Bermeo.


En 2002, el sol surge de nuevo y Ane, junto con Álex Lertxundi, retoman el asunto y presentan al Ayuntamiento un plan más completo, donde es necesario contar con una carpa amplia para evitar desastres como el de la lluvia. Ahora ya están Ane, Aritz, Álex y Jabi García. Todos implicados, más amigos y otros voluntarios, en el Aritzatxu Rock Free, nombre oficial desde ese año.